Uñas atrevidas


La voluntad de reinventarse y conseguir un nuevo estilo es propia de las mujeres. Cambios en el pelo, nuevos colores en la ropa, diferentes tipos de maquillaje.


Y por supuesto, el color de nuestras uñas acompaña estas mutaciones de looks.

Una manicura atrevida es el último grito de la moda.


Uñas rayadas, estampadas, con lunares, dibujadas con figuras o todas de diferentes colores.


Las uñas alocadas acompañan tu estilo como un accesorio más.


La cantante Katy Perry colaboró en desatar esta fiebre por la deco de las uñas aquel día que colgó en su cuenta de Twitter

una foto de sus uñas con imágenes de su
SEGUIR LEYENDO..

Decora tus uñas con sal

¿Te gusta lucir diseños originales y divertidos en tus uñas? No hace falta ser una experta en nail art para conseguir acabados sencillos y novedosos.

En nuestro artículo de hoy, te enseñaremos a decorar tus uñas con sal (esta técnica también recibe el nombre de “uñas cristalizadas”). Es una forma económica y fácil de sorprender a tus amigas con una manicura exclusiva. El método es muy rápido… casi como un juego de niños. Además gastarás muy poco en los productos empleados pues sólo necesitas un esmalte incoloro, otro esmalte de color y sal fina de mesa (tres cosas que tenemos casi todas las chicas que solemos pintarnos las uñas. ¡Vamos a ello!

Paso a paso:
En primer lugar, debemos crear una base sobre la que vamos a trabajar. Aplicaremos una primera capa de esmalte protector y dejaremos que se seque durante unos minutos.
Una vez estén bien secas, extenderemos sobre toda la superficie de la uña una capa generosa de laca de uñas de color.
¡No dejes que se seque todavía! Ha llegado el momento de cristalizar nuestras uñas con sal. La aplicaremos con pequeños pellizcos tratando de que la textura quede lo más uniforme posible. Como imaginas, no podemos pintar las dos manos a la vez porque la sal se quedaría adherida a las uñas de la mano con la que la estamos agarrando y estropearía el acabado final con feos pegotes. Para evitarlo, pinta primero una mano, texturiza las uñas con sal y cuando se haya secado, haz lo propio con la otra mano.
Si te fijas, la sal es blanca y al espolvorearla sobre un esmalte de color oscuro, se ven los puntitos (no sucede así si hemos elegido una laca de uñas de color blanco, marfil o rosa palo). No te preocupes. Espera a que se seque y cuando ya no estén pegajosas, extiende una segunda capa de pintauñas, pero esta vez muy fina. La primera capa nos ha dado la textura cristalizada. Ahora solamente tendremos que preocuparnos de unificar el color.
Cuando la segunda capa de esmalte se haya secado, la sal quedará totalmente invisible y solamente veremos la textura granulada (como en la foto). Para conseguir un acabado brillante y más preciosista, aplicaremos ahora una fina capa de brillo incoloro. LEER MAS

Cómo organizar el guardarropa

A la mañana, luchar contra una pila de remeras y de zapatos puede ponerte de muy mal humor. ¿La solución? Hacer orden, así te cambiás más rápido.

Separá la ropa por estilos

Elegí unas perchas rosas para colgar tu ropa más casual, por ejemplo, y optá por otro color para las prendas que llevás al trabajo. Eso sí: fijate que las
perchas tengan el mismo tamaño, así quedan alineadas. El próximo sábado, cuando te prepares para salir a bailar, vas a saber exactamente dónde buscar lo que querés ponerte.

Reservá un lugar especial para los ítems ocasionales

¿Tenés un vestido que solo usás cuando vas a un casamiento? No lo ubiques con las prendas que te ponés a diario, porque te quita espacio y te dificulta la búsqueda de otra ropa. Guardá aquello que usás ocasionalmente (quizás, algo muy formal, como esa capa que te regaló tu mamá) en el fondo del armario o debajo de tu cama, en una caja. De esa manera, no está en el medio de tu camino, pero sabés dónde lo dejaste si lo necesitás.Organizá tu guardarropa

Ordená tus suéters por colores

Las perchas estiran los tejidos de punto, así que te conviene doblarlos, apilarlos y agruparlos por colores para elegirlos más rápido. De esa manera, si querés darles onda a unos jeans blancos, podés ir a la pila de tonos pasteles para encontrar cuál te queda mejor, en pocos segundos.

Comprá colgadores cancheros

Las bufandas y las carteras son difíciles de guardar. La mejor solución es sacarlas del placard y colgarlas. Elegí ganchos lindos que puedas clavar en la pared, cerca de tu guardarropa. Podés colgar varios accesorios, pero chequeá que lo más cool quede arriba, para que tenga mayor visibilidad.

FUENTE: ERICA ECKER, DECORADORA Y CREADORA DEL PORTAL THESPACIALIST.COM; Y SANDE NELSON, DUEÑO DE LA EMPRESA GET ORGANIZED (ORGANIZATE).

Share this


Manualidades

Popular posts